EARLY ADOPTERS – PROGRAMA 2017


Early-adopters-gráfico-innokabi-innovacion-emprendimiento-1024x636PROGRAMA: EARLY ADOPTERS 
mujeres-unidas millennial-graphic1-300x244 investigacion_de_mercados_ok early-adoptersSolo participantes Inscritas

 

“Mi mercado es el mundo”. ”Mis clientes son todos” “Todos quieren mi producto”.

¿Quién no ha oído esas frases de la boca de muchos emprendedores? Muchas veces creemos que las grandes empresas empezaron su andadura siendo ya grandes, vendiendo a todo el mundo, y con inmensos volúmenes de facturación. Pero la realidad es bien distinta… todas las grandes empresas de hoy en día, empezaron trabajando para sus Early Adopters. En este proyecto del círculo veremos el significado de early adopters, quiénes son y por qué son tan importantes para cualquier empresa. Además, veremos la captación monitoreo y recompensas de Early Adopters para ayudar a lanzar tu idea de negocio al mercado.

Anuncios

EL COMERCIO JUSTO de Un Círculo de Mujeres


sin-titulo1

Proyecto Emprendedor:   COMERCIO JUSTO

Participante:  Licda. Eileen Tuñón Serracín

2010-05-03-dia-mundial-comercio-junto-2Siguiendo la tendencia internacional, nuestro proyecto crea un modelo de negocio comercial local de innovación social escalabilidad logística en Panamá (integrar un clúster) y en los próximos años como Hub para el resto de las Américas con productos certificados con proyección internacional de exportación / importación.

“Como mercado alternativo para dar solución al reparto injusto de riqueza el CJ es una nueva relación, libre, directa y honesta entre tres sujetos: los productores y artesanos “pobres, vulnerables y marginados”, nuevos emprendedores, las empresarias solidarias y  los consumidores responsables”.  Dicho esto, nuestras pretensiones están inmersas en una realidad: la desarticulación de las iniciativas gubernamentales, los tibios y vanos esfuerzos de las ONG y fundaciones más allá de la caridad y los mercadillos de fin de semana, una cadena de proveedores larga y fuertemente enraizada en un mercado tan pequeño e ignorante en cuanto a consumo responsable y solidario, como el nuestro, ser una unidad de negocios que canalice asistencia y formación a las comunidades, acceder y/o fundar certificaciones de comercio justo y eco-sostenibilidad, negociación, distribución y comercialización rentable para todas las partes y campañas de consumo responsable y justo más allá de las tiendas de Comercio Justo en centros comerciales o ser una moda.
En la comercialización, nuestro negocio irá dirigido a todo el público en general, haciendo mayor hincapié en el segmento de mujeres. Hemos detectado que los pocos comercios locales más cercanos a la comercialización de los productos típicos listados en Comercio Justo obedecen a un target de perfil alto y no accesible a segmentos con poderes e intereses adquisitivos diferentes. Así pues, el volumen de venta es realmente acotado desaprovechando expandirse de forma sostenible a la clase media profesional y a los nuevos consumidores (jóvenes y nuestra población extranjera).

La inserción en los canales de distribución tradicionales como punto de partida con puntos de venta negociados y contratados dentro del comercio al detal hasta establecer tiendas propias cercanas a los productores y artesanos a manera de franquicias. El sistema comercial turistico y de restauración y corporaciones.  Las potencialidades logísticas de Panamá nos dan un segmento adicional en el avituallamiento en el Canal; además desarrollar eventualmente el Hub en América para el Comercio Justo local e internacional de norte a sur y viceversa. Vía certificaciones internacionales (FairTrade) y propias principalmente.  Servicios de Valor Agregado (SVLA) todo apoyado amplicamente en el e-commerce. La promoción y publicidad irá de la mano de las campañas de concientización de consumo responsable y solidario en instituciones, empresas privadas y el sector educativo.
Aprovechar la relación que se establecería con las comunidades rurales e indígenas de productores para organizar un circuito turístico de CJ con actividades de turismo cultural y ecológico a manera de demostrar el aporte que significaría a dichas comunidades marginadas y de subsistencia el CJ. Recordemos que la filosofía es el desarrollo comunitario (formación, promoción, soportes etc.)

Nombre? ÑATORE MAY (Muy bien) – COMERCIO JUSTO. De un antiguo poema de María O. de Obaldía que expresa el destino de una mujer indígena, pobre y sometida. En honor a “otro” ÑATORE MAY fundo esta empresa.

A World of Fair Trade Producers from World Fair Trade Organization on Vimeo.

Algunos Beneficios de la Acreditación en Comercio Justo

  • Permite acceder a nuevos mercados.
  • Permite demostrar compromiso social de los intervinientes hacia sus trabajadores y la comunidad en la que está inmersa.
  • Garantiza a los consumidores que los productos de la empresa son producidSellosos de manera sustentable y responsable.
  • Diferencia a la empresa de sus competidores frente a clientes que valoran el compromiso social.
  • Garantiza que no existe ningún tipo de discriminación (raza, nacionalidad, sexo, creencias religiosas, etc.).
  • Garantiza que la producción del bien o servicio no utilizó mano de obra infantil.
  • Garantiza que se cumple con las exigencias laborales.
  • Garantiza que al productor de la materia prima se le ha pagado un precio justo que cubre todos los costos de producción sin posibilidad que incurra en pérdidas por fluctuaciones del mercado.
  • Considera el pago de una prima de comercio justo que va directamente a un fondo en beneficio de la comunidad participante.

En el contexto internacional, el término “comercio justo” tiene dos significados: en las negociaciones comerciales, suelen usarlo quienes denuncian la situación desventajosa en que los subsidios y los obstáculos ocultos pusieron a los países en desarrollo y los productores de productos básicos que operan en el sistema comercial mundial.

PEQUEÑOS RIACHUELOS FORMAN GRANDES RÍOS
Mientras tanto, los pequeños agricultores de los países en desarrollo, que producen algunas frutas y bebidas de mayor demanda en el mundo, siguen recibiendo pocos céntimos por productos cuyo precio se cifra en dólares en los países ricos. Peor aún, sus ingresos fluctúan drásticamente de una temporada a otra, y a veces de un día a otro, en función de los precios de los productos básicos. La competencia contra otros productores en los períodos de caída de los precios puede redundar en el empobrecimiento de todos, a escala mundial.

En contextos como éste surgió el otro concepto de comercio justo, mucho más conocido y sinónimo de un movimiento que este año cumple 60 años. Se trata del conjunto de iniciativas de etiquetado, comercialización y promoción cuyo objetivo radica en que los productores de países en desarrollo reciban una parte equitativa del precio pagado por los consumidores. Veamos como se inscribe este movimiento alternativo en el marco del desarrollo del comercio.

Mediante el comercio justo, los productores suelen obtener precios que superan hasta en 25% o 30% los del mercado abierto. En realidad, sólo el sello Fairtrade (certificación de la Organización Internacional de Etiquetado de Comercio Justo – FLO) fija precios mínimos. La mayoría de los demás acuerdos se limita a indicar que los productores reciben “precios justos” que les aseguran un ingreso digno y la financiación sostenible de los costos de producción (Fair Trade in Europe 2005).

Según la Fair Trade Federation, con sede en Estados Unidos, las ventas por este nuevo canal no llegan al 0,1% de todo el comercio internacional de bienes.

¿Qué impacto puede tener un comercio tan modesto? ¿Sobrevivirá a la competencia de los grandes distribuidores? La FLO señala que hay productos de comercio justo (es decir, aquellos distribuidos por todos sus operadores) en 55.000 supermercados de toda Europa y que conquistaron partes de mercado importantes en países como Suiza, donde 47% de los plátanos, 28% de las flores y 9% del azúcar llevan etiquetas de comercio justo. En el Reino Unido, cuyo mercado es ocho veces mayor que el suizo, los productos etiquetados “comercio justo” representan el 5% de las ventas de té, 5,5% en el caso del plátano y 20% en el del café molido”.

A pesar de lo reducido de algunas de sus partes de mercado, el comercio justo está creciendo rápidamente. Según la FLO, las ventas en Europa aumentaron a razón de una media anual de 20% desde 2000, alcanzando una cifra de negocios anual al por menor que supera los €660 millones: más del doble que hace cinco años.

Quince países europeos acogen iniciativas de etiquetado de comercio justo; los productores están integrados en unas 3.000 organizaciones locales, agrupadas en entidades federativas de más de 50 países en desarrollo. Además del café, los plátanos y otras frutas y verduras, en esta corriente se comercializan productos artesanales.

Europa absorbe la mayor parte (60%-70%) del comercio justo. Según las organizaciones importadoras, el 26% de sus ventas se origina en África, 40% en Asia y 34% en América Latina.

El impacto del comercio justo va más allá de sus partes de mercado. Sus promotores también se esfuerzan por lograr que los consumidores se adhieran a objetivos de desarrollo que no dependen de las soluciones del mercado tradicional. En el último informe europeo, Fair Trade in Europe 2005, se indica que el comercio justo ha llegado a ser mucho más que un segmento de mercado para consumidores concientizados de países del Norte. Hoy, se está imponiendo en canales de distribución tradicionales y cada vez más consumidores, autoridades públicas e incluso empresas privadas reconocen que es un medio eficaz para erradicar la pobreza e impulsar un desarrollo sostenible.

Sus detractores disienten, pero llegan a admitir que puede ser eficaz para el avance de algunos sectores minoritarios de productores. En todo caso, les permite exportar hacia mercados especializados. Para los profesionales del desarrollo del comercio, los operadores del comercio justo son aliados potenciales en la creación de competencias de exportación indispensables en los mercados mundiales.lonja-comercio-justo-zaragoza

Este movimiento también debería interesar a los poderes públicos, pues como fuerza política, tiene una influencia mucho mayor de lo que se podría pensar en función de las estadísticas de comercio internacional.

¿CÓMO FUNCIONA EL COMERCIO JUSTO?
Sus organizaciones utilizan cinco herramientas para contribuir al desarrollo:

Sobreprecios. A veces, los productos de comercio justo son más caros que los del comercio tradicional. Parte de la diferencia se destina a mejorar las condiciones de trabajo de las comunidades de productores.
Certificación y etiquetado. Normas para mejorar la calidad del producto, condiciones laborales, sostenibilidad medioambiental, desarrollo empresarial y capacitación. Las etiquetas europeas (Max Havelaar, TransFair, Fairtrade Mark y Rättvisemärkt) están coordinadas por la FLO.
Microcrédito. Ayuda a pequeños productores/artesanos para iniciar proyectos de comercio justo.
Apoyo técnico. Desarrollo empresarial, información comercial, asesoramiento en normas de calidad, capacitación en nuevas técnicas, Tic’s, etc.
Promoción. Importante factor de mercadotecnia para el comercio justo, procura incluir la marca y su mensaje en cada embalaje. También es ventajosa para los minoristas, que buscan consumidores de productos especializados, que estén dispuestos, por ejemplo, a pagar un poco más por un café que retribuye a los productores un precio justo.

No se trata de apelar a la caridad. Según algunos operadores, el comercio justo es económicamente viable, ya que propone productos de alta calidad medioambiental, en muchos casos, al mismo precio que el mercado tradicional.

Los productores logran llevar una vida decorosa, adquieren competencias técnicas y obtienen acceso al crédito, asistencia 16721725_1técnica e información de mercados, formación sobre comercio y experiencia en exportación.

Los mejores precios para el productor no se repercuten en el consumidor, ya que las organizaciones de comercio justo suprimen los intermediarios al gestionar todas las operaciones: producción, distribución y venta.  La gente aprende a consumir de forma racional.

COMO HABRÁS NOTADO HAY UNA GAMA DE POSIBILIDADES DE NEGOCIOS INMERSA EN LA SOLIDARIDAD Y EN DEJAR HUELLA EN LA QUE PUEDES PARTICIPAR COMO EMPRENDEDORA, ALIADA O SIMPLEMENTE COMO CONSUMIDORA RESPONSABLE. PRONTO LANZAREMOS DESDE EL CIRCULO DE MUJERES UNA “EXPOSICIÓN DE COMERCIO JUSTO” CON LAS PARTICIPANTES. UNETE!!